miércoles 18 de octubre
Medios

Web móvil: ¿El adiós a las fuentes con serif?

Las fuentes con serif, remanentes de los días de la prensa escrita, están en plena desaparición en la era de los dispositivos móviles.

El cambio de Google a una versión sans-serif de su logo (mucho más sencillo y colorido), fue más bien una decisión práctica, antes que estética. Google afirmó que el logo anterior, basado en la tipografía con serif Catull, era pesado y poco manejable, lo cual lo volvía difícil de mostrar en pantallas pequeñas, sobre todo en aquellas con conexiones lentas a internet.

Y Google no está solo. Para los medios, la elección de las tipografías es una de las tantas consideraciones previas que se han movido de una cuestión de gusto, a un tema de optimización y practicidad. La performance está en la cima de las preocupaciones en la web móvil, donde la velocidad de las conexiones está rara vez garantizada, y los usuarios desisten fácilmente cuando se enfrentan a un sitio de carga lenta.

Los medios, atormentados por el fantasma de los ad-blockers, están dispuestos a hacer lo que sea para mejorar la velocidad de sus páginas y alcanzar el nivel de performance de las plataformas de escritorio. Pero lograrlo implica hacer sacrificios, incluyendo dejar atrás las fuentes con serif, vestigios de la era impresa, que muchas veces parece fuera de lugar en la web moderna.

fonts

Para muchos sitios, esto implica deshacerse de la tipografias con serif, que son mucho más complejas y más pesadas que sus contrapartes sans-serif. Una típica fuente con serif puede llegar a pesar 400 kb, mientras que la versión sans-serif en general pesa 5 veces menos.

Los medios no siempre aciertan en el balance de las fuentes. El sitio Vox.com, que utiliza la fuente sans-serif Balto para sus artículos, y la estilizada (con serif) Harriet Display para sus titulares, tiene una situación bastante complicada. Casi un 20% del peso de sus páginas se lo llevan las tipografías, el tercer elemento más grande, luego del código javascript y las imágenes. Wired.com también es particularmente pesado gracias a la carga de sus fuentes.

Desde la perspectiva de las compañías de tecnología, las fuentes sans-serif son el nuevo modo en la web móvil. Google ha optado por la sans-serif Roboto, así como Apple optó por la Helvética Neue para iOS, en ambos casos, en el intento de entrenar la vista de los usuarios móviles, que comenzará a encontrar fuentes sans-serif en todos sus dispositivos.

Más allá de las cuestiones de performance y legibilidad, la tipografía elegida por un medio dice mucho sobre su marca. Vox (Balto), BuzzFeed (Proxima Nova), y Vice (Arial), por ejemplo, han optado en todos los casos por fuentes sans-serif de trazo limpio, en un esfuerzo por parecer más modernos. Por otro lado, sitios como The New York Times, Washington Post (y hasta Digiday), han optado por fuentes clásicas con serif como Georgia y Baskerville, destinadas a evocar la estética de la prensa impresa.

 

Dejar un comentario