En esta empresa, todos los días podés llevar tu perro al trabajo

Incluso en un ambiente altamente creativo, el trabajo en la oficina puede ser muy estresante, por lo que una agencia de publicidad digital en Bangkok, Tailandia está animando al personal a llevar a sus mascotas, especialmente los perros, al trabajo, para ayudarlos a relajarse.

Al entrar en la sede de Adyim, una exitosa empresa de marketing digital en Bangkok, no es raro ver a los empleados jóvenes con perros pequeños en sus regazos, acariciándolos con una mano y manejando el mouse de la computadora con la otra, o incluso jugando en la mesa durante una reunión. De hecho, la gerente de la empresa, Anankanat Kongphanich, anima a sus empleados a llevar a sus mascotas al trabajo tan a menudo como sea posible, y dejarlos correr y jugar con ellos cada vez que tienen tiempo libre.

No, Anankanat no está loca, ni tampoco es un plan de marketing para llamar la atención de la empresa. Ella sólo quiere que su equipo se sienta más relajado y cómodo en su lugar de trabajo, lo que se supone, aumenta su productividad. Ella tampoco inventó esa teoría. Los investigadores de la Universidad de Minnesota encontraron que tener mascotas reduce el estrés y mejora la calidad del trabajo, y la gerente de Adyim afirma que desde que se implementó la medida, la atmósfera de la oficina y la eficiencia de los empleados mejoraron significativamente.

“Por la noche, después de reunirse con los clientes, volvemos a la oficina sintiendo mucha presión, y así que vamos directo a jugar con nuestros perros, acariciándolos, sosteniéndolos, observándolos correr. Esto nos ayuda a liberar algo de estrés “, dijo un empleado de Adyim.

“Queremos que esta oficina se sienta como un segundo hogar para nuestros empleados”, dijo Anankanat Kongphanich. “Cuando vienen a trabajar, se encuentran con sus amigos, juegan con sus mascotas, vienen aquí para hacer actividades divertidas, no sólo para trabajar”.

Curiosamente, muchos empleados de Adyim no eran particularmente aficionados a los perros antes de que la medida de “llevar tu mascota al trabajo” fuera implementada, pero después de ver a sus colegas interactuar con los animales y estar cerca de los adorables perros por un tiempo, consiguieron sus propios pichichos.

“Me molesta bastante el ruido de los perros, pero una vez que me acostumbré, pensé en conseguirme uno yo también”, dijo una mujer.

“Después de trabajar aquí por un año, decidí comprarme un perro, así que conseguí mi primer perro gracias a esta oficina”, agregó otro empleado.

La oficina de Adyim recibe un promedio de 20 perros cada día.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *