domingo 19 de noviembre

¡Pero si ni siquiera me entendés!

Año 2017, las grandes corporaciones de tecnología han logrado conquistar a todos los fabricantes, ahora todo tiene su versión “inteligente”, todo se conecta a Internet, todo te escucha constantemente para que le pidas y digas cosas. Ninguno te entiende.

Reemplazando los métodos tradicionales de ingreso de información y control de dispositivos por el más complejo sistema evolutivo que millones de años de prueba y error, adaptación y evolución pudieron dar pero sin lograr imitarlo ni en una millonésima parte de su complejidad.


Así y todo nos quieren incentivar a usarlo, hasta forzar nuestra forma de expresarnos, para que la máquina “nos entienda” cuando la idea detrás de todo esto era exactamente al revés, que te entienda y te asista. Somos beta testers globales de un experimento sin terminar?

Dejar un comentario