18.5 C
Buenos Aires
sábado 12 de junio de 2021
Cursos de periodismo

Denuncian amenazas al fiscal y a un testigo clave de la causa AMIA

El fiscal Alberto Nisman, quien pidió la captura del ex presidente iraní Alí Hashemi Rafsanjani y otros ex funcionarios de ese país por el atentado contra la AMIA, fue amenazado telefónicamente durante el fin de semana. Por otra parte, Claudio Lifschitz, testigo clave en la misma causa, pedió protección a la Justicia luego de recibir presiones para que cambie su declaración.

«Abandoná la causa», fue uno de los mensajes. «Vas a volar por los aires, vos y tu familia», decía el otro mensaje que durante el fin de semana dejaron en el contestador del fiscal Nisman, cuyo número telefónico no figura en la guía. El fiscal los escuchó el domingo por la noche y enseguida hizo la denuncia policial en la comisaría correspondiente, por la que ya se abrió una causa penal que quedó radicada en el juzgado federal a cargo de Norberto Oyarbide.

Nisman y Martínez Burgos acusaron el mes pasado por el atentado a la AMIA a las máximas autoridades que gobernaban la República Islámica de Irán en 1993. Por eso pidieron la detención (que ya fue oficializada por Interpol) del ex presidente Rafsanjani, el ex canciller Alí Akbar Velayati, el ex ministro de Información Alí Fallahijan, otros cuatro iraníes y un libanés.

La otra denuncia de amenazas fue formalizada por Claudio Lifschitz, ex secretario del ex juez Juan José Galeano, y quien resultó un testigo clave para revelar las irregularidades en la investigación del atentado contra la AMIA.

Según el diario Página 12, Lifschtiz presentó un escrito a la Justicia donde cuenta que recientemente el juez Ariel Lijo ordenó un careo entre él y Galeano para determinar si el ex ministro Carlos Corach tuvo responsabilidad en las irregularidades de la investigación del atentado.

En ese momento, según Lifschitz, Raúl Martins (un ex agente de la SIDE para quién él trabaja) lo presionó para que ayudara a Corach en el careo. Además, Lifschitz relata que el 18 de julio pasado le dispararon un tiro de Itaka para amedrentarlo y desde un auto le tiraron un ejemplar del libro que escribió sobre las irregularidades en la causa AMIA con varios agujeros también producidos por disparos de Itaka. Ese mismo día hizo la denuncia.

Más información:
www.clarin.com/diario/2006/11/21/elpais/p-00501.htm
www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-76545-2006-11-21.html
www.lanacion.com.ar/EdicionImpresa/politica/nota.asp?nota_id=860673

Contenido Premium

- Publicidad -

Lo último