Medios

Los clics son un “sismógrafo poco fiable” para conocer el valor de un artículo, según un nuevo estudio

Seguí tu instinto, no los clics: en un entorno saturado de medios, los consumidores de noticias valoran más las noticias que son relevantes para ellos, un factor que no se puede analizar en una sala de redacción al medir los clics, según una nueva investigación del Instituto Reuters para el Estudio del Periodismo.


“Las personas con frecuencia hacen clic en artículos que son divertidos, triviales o extraños, sin un enfoque cívico obvio. Pero mantienen un claro sentido de lo que es trivial y lo que importa. En general, la gente quiere mantenerse informada sobre lo que sucede a su alrededor, a nivel local, nacional e internacional”, dijo Kim Christian Schrøder, profesor de Dinamarca que pasó la mitad de 2018 en Reuters. “En la medida en que los periodistas prioricen las noticias con valor cívico, deben confiar en sus instintos en lugar de confiar en el poco fiable sismógrafo que ofrecen las listas de ‘Más leídos’”.

Schrøder analizó las preferencias de contenido de 24 residentes del área de Oxford de distintos rangos de edad. Encontró que los participantes clasificaron sus opciones de artículos según lo que era más relevante para ellos en lo personal o para un amigo o miembro de la familia, con el que pudieran imaginar compartir la información.

El informe también identifica cuatro perfiles y motivos de los consumidores de noticias:

  • Personas con interés político y cívico en las noticias.
  • Personas con interés social-humanitario en las noticias.
  • Personas con interés cultural en las noticias.
  • Personas que buscan notas políticas en profundidad.

Entonces, ¿qué significan estos resultados de consumo para las salas de redacción? Es un buen recordatorio de que las visitas a las páginas no deben ser la métrica decisiva, y que la personalización de las noticias, aún teórica (o trabajo en progreso para la mayoría de las organizaciones de noticias), tiene cierto mérito en ayudar a los consumidores de noticias a acceder a las notas que realmente son relevantes para ellos.

La BBC ha testeado la personalización, pero lo hace adaptando la perspectiva de cada usuario:

“Cuando usamos la palabra personalización, la gente piensa en anuncios que los siguen en Internet”, dijo el productor de I+D de la BBC, Tristan Ferne. “Hablaban sobre sitios de compras y sentían que estaban un poco cargados de noticias, así que simplemente decidimos no usar la palabra personalización, en su lugar, optamos por adaptar las historias para vos, y alejarnos de esas ideas preconcebidas”. Señaló que los usuarios estaban felices de intercambiar información personal como códigos postales, por noticias a medida.

Adaptar el contexto, no el contenido: consideraron la posibilidad de experimentar con la personalización al cambiar la forma en que se escribían las noticias, en lugar de la selección de la historia (“pensamos que podría haber más pruebas de roles de escritura en el periodismo”, dijo Ferne), pero terminaron pensando en la personalización como una forma de extraer datos automáticamente adaptados a la ubicación del usuario individual u otras características, como con Hyperlocal.

El New York Times también ha experimentado con la personalización, como la orientación geográfica y el ajuste de la página de inicio en función del momento de la última visita del lector.

Aquí puede leerse el informe de completo.

Vía