Interesante

Crean semáforos inteligentes que detectan las intenciones de cruzar de los peatones

La ciudad de Viena planea inaugurar alrededor de 200 luces peatonales que pueden reconocer cuando una persona quiere cruzar la calle.


El sistema fue encargado por el Departamento Municipal 33 de la Ciudad de Viena, y fue desarrollado por un equipo del Instituto de Gráficos y Visión por Computador en la Universidad TU Graz. Está diseñado para reemplazar el sistema de botón pulsador, y puede adaptarse para que los grupos grandes y las personas con discapacidades tengan más tiempo para cruzar.

El innovador sistema basado en cámaras, reconoce la intención de los peatones de cruzar la calle y cambia a verde automáticamente. Además, optimiza el flujo de tráfico. Además, como explica uno de sus creadores, Horst Possegger, a través de dos ejemplos: «La fase verde se puede extender en el caso de grandes grupos de personas, que requieren más tiempo para cruzar la calle. Y si las personas abandonan el área de espera antes de que las luces se hayan puesto en verde, esto también se traslada a las luces. Posteriormente, los semáforos no cambian a verde, y no hay tiempos de espera innecesarios para el tráfico motorizado».

El campo de visión de la cámara (8×5 metros) instalada en los semáforos inteligentes le permite ver a las personas que esperan, y a través de un algoritmo (desarrollado utilizando modelos de movimiento global y datos ya registrados por los semáforos), reconocer las intenciones de los peatones en segundos. «Requiere un segundo para estimar la intención: después de dos segundos, la estimación se vuelve confiable», asegura Possegger. «Esta predicción es inicialmente incierta, por lo que el sistema solo activa la solicitud de cruce cuando es totalmente seguro». Puede hacer esto 4 segundos antes que el botón clásico para los semáforos.

Los semáforos están equipados con un sistema de monitoreo que puede reportar fallas inmediatamente. También pueden funcionar en todo tipo de condiciones climáticas y lumínicas. La esperanza es que el sistema no solo hará que el cruce sea más seguro y más rápido, sino que también permitirá un flujo de tráfico más suave.

La ciudad planea introducir las nuevas luces en cruces seleccionados en la capital austriaca en 2020 por un período de prueba, y agregarán más ubicaciones si el sistema funciona con éxito.