Interesante

Conéctate con la naturaleza

Los beneficios de estar conectados con la naturaleza son infinitos: reduce la ansiedad y la depresión, disminuye los niveles de estrés, aumenta la energía y la creatividad, favorece la forma física, potencia el sistema inmunitario… y además: ¡es gratis! Como sabrás, ésta es la primera vez en la historia de la humanidad que la mayoría de la población vive en entornos urbanos (y no en el campo), y que, además, emplea el 90% de su tiempo entre cuatro paredes. Para neutralizar un poco esta tendencia, te damos aquí algunos tips sobre cómo reconectarte con la naturaleza y aprovechar al máximo sus ventajas:

 

Cerca
No tienes que planificar irte muy lejos ni hacer grandes gastos. Busca un lugar cercano donde poder relacionarte con lo natural. Para empezar, planta unas macetas en casa y crea un ambiente relajado en tu hogar. Si no dispones de balcones o patios, ¡seguro que tendrás un parque a la vuelta de la esquina! Encuéntralo y localiza tu pequeño rincón, allí donde puedas estar tranquila.

 

Sobre la tierra
Camina descalza tanto tiempo como puedas. Ya sabes que estimula la circulación sanguínea, facilita la eliminación de grasas y toxinas, y aliviana el estrés, entre otras ventajas. En cuanto tengas ocasión, pisa directamente sobre la tierra, adentro del agua (en un río o en el mar) o en la playa. ¡Todo un masaje energizante para tus pies!

 

El sol
Toma las precauciones adecuadas (un buen protector solar) pero no dejes pasar la oportunidad de que los rayos del sol toquen tu piel. Bastan cinco o diez minutos para que aumenten los depósitos de vitamina D en tu cuerpo (son claves para la salud de tus huesos y dientes), mejoren el aspecto de tu piel, equilibre el colesterol y mejore la calidad de tu sueño. ¿Te lo vas a perder?

 

Aire puro
Lo dicho: cuando puedas, planifica una escapada al parque o, si tienes ocasión, a algún entorno natural que te aleje del cemento urbano. Mientras tanto, intenta mantener el aire de tu casa en condiciones. Así que descarta fumar en el interior, utiliza productos naturales para la limpieza, evita el exceso de ondas electromagnéticas y excédete todo lo que quieras con las plantas ¡son los mejores aliados!

 

Por dentro
Tu cuerpo, por dentro, también puede alinearse con lo natural. Empieza reduciendo las dosis de grasas, azúcares y harinas refinadas. Y aumenta progresivamente la cantidad de cereales, frutas y verduras. Además de sentirte mucho mejor, notarás que mantienes a las enfermedades a kilómetros de distancia.