La sobrevida posible para los canales públicos, en la era on demand

La semana pasada se cumplieron trece años del inicio de las transmisiones de canal Encuentro. Pakapaka es de 2010 y DeporTV, de 2013. Lanzados como señales educativas, los tres dependían de Educ.ar S.E. Ser canales públicos jóvenes y haber tenido tan cerca a desarrolladores y expertos en el cruce entre tecnología y educación tuvo sus beneficios: Encuentro nació con el slogan “televisión + internet”, una fórmula de avanzada en relación con sus competidores comerciales. Pudo, de hecho, pensar una estrategia digital desde su misma aparición y ser el primer canal on demand.

Para 2012, la estrategia on demand se llamó Conectate, un portal de visualización y descarga de contenidos educativos que nucleaba a Encuentro, Pakapaka, Conectar Igualdad y Educ.ar (luego se sumó DeporTV). La ambiciosa inversión para posicionar la nueva marca se combinó con una comunicación clara en la que los canales, especialmente Encuentro, con el catálogo más robusto, promocionaba Conectate más que su sitio institucional.


Pero de a poco, la inversión de recursos en Conectate mermó su euforia inicial y la propia dinámica interna de producción volvió a posicionar al portal institucional del canal como el lugar natural para ir a ver el contenido lineal e interactivo que Encuentro producía. Allí, además, se sumaron desarrollos específicos para docentes, como las guías para usar series en las aulas.