sábado 15 de diciembre

Algunos parientes de funcionarios deberán irse, pero otros se salvarán

El decreto anunciado por el presidente Mauricio Macri para reducir en un 25% los cargos políticos en el Estado Nacional y excluir del Gobierno a familiares de ministros provocó ayer las primeras renuncias, aun antes de entrar en vigencia.

Dos hermanas del ministro de Trabajo, Jorge Triaca; el yerno del ministro de Defensa, Oscar Aguad; y el hijo del ministro de Turismo, Gustavo Santos, corrieron ayer a presentar sus dimisiones ante la disposición presidencial, que entrará en vigencia dentro de un mes. Otros familiares de funcionarios, sin embargo, se salvarán de la medida, que sólo alcanza a parientes de ministros hasta segundo grado de consanguinidad.


Dejar un comentario