Antivacunas y homeópatas en su mejor momento

Unión Pro avanza en sus propuestas para alcanzar una rápida e indolora inmolación social. El primer proyecto ataca a uno de los sectores más vulnerables, como lo es la población infantil; el segundo, a las capas de la población inmaduras, que consumen “medicamentos” homeopáticos, son capaces de aceptar patrañas similares o, con más probabilidad, deben recurrir a las llamadas “medicinas alternativas” siendo sectores sociales “caídos” del sistema de salud pública.

Ambos proyectos han llegado para renovar el repertorio de Teorías de la Conspiración, ya que, por morboso que parezca, están alineados con la quita de subsidios a los discapacitados, el recorte de medicamentos gratuitos a los jubilados y otras medidas si se quiere menores, tales como la consagración de sueldos de miseria a docentes y una política de recorte feroz en Ciencia y Tecnología, despejando dudas, si alguien todavía las tenía, de que el programa del oficialismo es terminar de una buena vez con toda idea de futuro.