domingo 9 de diciembre

ARA San Juan: todas las sospechas que generó la versión oficial

El jueves 15 de noviembre se cumplía el plazo de 60 días operativos que tenía la empresa Ocean Infinity para llevar adelante la búsqueda del submarino ARA San Juan. El contrato contemplaba, sin embargo, una prórroga para que la compañía prosiguiera con las tareas para tratar de encontrar la nave.

El 26 de octubre se difundió un parte en el que se informó que la empresa resolvió suspender la búsqueda hasta el mes de febrero porque no se contaban con datos nuevos que pudieran servir para el operativo. “Respecto del análisis de la información, en reunión con el equipo técnico nos informan que se ha completado el de las 10 áreas anteriores solo quedando algunas sombras en el áreas anteriores solo quedando algunas sombras en el área 10. Particularmente en las áreas 1 y 2 completados el 99,8% se determinó con esa certeza que allí el resultado es negativo. Tampoco se han registrado al momento nuevos contactos, aunque queda pendiente el análisis del área 11”, se especificó.


Agotado el primer plazo de la búsqueda, la empresa pidió el jueves que se le concediera un día más para localizar el submarino y el viernes pasado el barco Seabed Constructor detectó la embarcación a 907 metros de profundidad en el área 15A (dentro del área 1) a un año y un día de la desaparición. Este timing hizo que se intensificaran las sospechas de que en la Armada o en el Gobierno se tenía conocimiento de dónde se encontraba el ARA San Juan.

Dejar un comentario