9.4 C
Buenos Aires
lunes 26 de julio de 2021
Cursos de periodismo

Argentina y el Mercosur: de la protección al daño autoinfligido

La decisión del Gobierno de bajar a la Argentina de las negociaciones de libre comercio que el Mercosur lleva adelante con Corea del Sur, Singapur, Líbano, Canadá y la India, entre otros países, conlleva un riesgo alto: que sus tres socios –Brasil, Uruguay y Paraguay– consigan el aval de la Casa Rosada para seguir adelante con esas gestiones y, con ello, priven a las empresas exportadoras nacionales de las reservas de mercado de las que disfrutaron desde la fundación del bloque.

A través de un comunicado, la Cancillería sorprendió el viernes a última hora al señalar que “la Argentina dejó en claro que la incertidumbre internacional y la propia situación de nuestra economía aconsejan detener la marcha de esas negociaciones. También afirmó ante sus socios que en este escenario (…) seguirá acompañando la marcha de los acuerdos del Mercosur con la Unión Europea y la EFTA (European Free Trade Agreement), sin entrar en debates por ahora estériles”.

La última referencia es importante: el país renuncia a firmar nuevos tratados de libre comercio, pero no a los ya cerrados con la UE y con el bloque que incluye a Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza. Esto es así porque entiende que los disensos internos entre los miembros de ambos espacios, que incluyen reparos a una apertura al comercio agrícola, al menos dificultaría por un buen tiempo la puesta en marcha de lo pactado. Así, plantear reparos, implicaría justamente “entrar en debates por ahora estériles”. ¿Los habría, acaso, más adelante? Todo parece apuntar al nacimiento de una economía más cerrada.

ambito.com  (www.ambito.com)