Cáncer de mama: la innovadora técnica bajo el agua que ayuda a detectarlo (y no es tan invasiva como la mamografía)

Las mamografías son una forma importante de detectar posibles cánceres de mama.

Pero no siempre resultan igual de efectivas.


Esto se debe a la diferente densidad en los senos de las mujeres.

Los pechos se componen de diferentes tipos de tejido, incluyendo la grasa.

Si una mama tiene mucho tejido fibroso o glandular sin mucha grasa, esto significa que tiene más densidad. Un seno denso limita la precisión de la mamografía, ya que los cánceres pueden esconderse en el tejido.