13.7 C
Buenos Aires
lunes 27 de septiembre de 2021
Cursos de periodismo

CHEMSTRIP: cómo funciona el test rápido de anticuerpos para COVID-19 hecho por argentinos

Hay escasas buenas noticias que en el caso argentino se puedan desprender de esta pandemia por COVID-19 de amplitud global. Y una que se puede detectar como buena, claramente, está ligada al trabajo científico mancomunado que permitió correr esta carrera a contrarreloj frente a un virus que hace más de un año y medio no le da tregua al mundo. Y que si bien ya dispone de siete vacunas con aprobación de distintas agencias reguladoras, insiste en perdurar entre las personas a través de nuevas variantes, provocando la amenaza de transformarse en una peste endémica.

Para mantener esa velocidad sostenida en el tiempo, un atributo excluyente de la carrera que emprendió la ciencia, es fundamental disponer de herramientas diagnósticas sólidas: saber cómo, cuándo y cuánto el virus SARS-CoV-2 está presente en una región, territorio, país o jurisdicción. Así es cómo las pruebas de detección, se han convertido en las piezas clave para generar datos y elaborar respuestas eficaces a las diversas estrategias sanitarias contra el virus.

Sin pruebas, no habrá datos para conocer por dónde irá la propagación del coronavirus en las diferentes regiones del mundo. Ahí la ciencia argentina, como la de otras latitudes, tenía avanzados varios casilleros y trabajó en la adaptación de tecnologías que se usaban para otras enfermedades para llevarlas hacia COVID-19.

infobae.com  (www.infobae.com)