jueves 21 de junio

Cómo funciona el “milagroso” dispositivo que te permite beber agua sucia

“No bebería eso si fuera tú”.

Estoy despatarrada en las orillas del Támesis inclinándome para recoger un poco de su líquido turbio en una botella de agua.


Mi loco plan de beber agua del río que atraviesa Londres comienza con un dato duro.

Unas 2.100 millones de personas en el planeta, según la Organización Mundial de la Salud, no tienen una fuente segura de agua para tomar. En consecuencia, cada año mueren más personas que beben agua contaminada que por cualquier forma de violencia.

Con el crecimiento de la población y el cambio climático, los problemas en torno al acceso al agua se agravan. Para 2025, la mitad de la población mundial vivirá donde la demanda de agua potable exceda a su suministro.

Dejar un comentario