lunes 19 de noviembre

Cómo hizo el Zephyr S para volar 25 días seguidos con la luz como único combustible

El vehículo aéreo no tripulado Zephyr S de la firma aeroespacial Airbus logró estar en el aire de forma ininterrumpida durante 25 días, 23 horas y 57 minutos, luego de su despegue en Arizona el pasado 11 de julio. Con un diseño liviano de 75 kilos de peso y 25 metros de envergadura, el Zephyr S se asemeja a un planeador, pero soporta hasta cinco veces su peso.

La particularidad del modelo de Airbus está en la combinación de un vehículo aéreo no tripulado, que opera a grandes altitudes en la estratósfera y que funciona con propulsión solar. En este último punto, el Zephyr S cuenta con celdas que captan los rayos solares y acumulan la energía para que los motores puedan operar durante los vuelos nocturnos.


Según sus creadores, el vehículo es mucho más que un drone no tripulado y lo denomina como HAPS (High Altitude Pseudo-Satellite) un pseudo satélite de gran altitud, un segmento que hasta ahora era exclusivo de naves como el Concorde o los aviones militares U2 y SR-71 Blackbird. Debido a estas características operativas, el Zephyr S se posiciona como una alternativa accesible desde la provisión de comunicaciones hasta tareas de seguridad y monitoreo desde la estratósfera, pero con costos menores si se lo compara con los satélites u otros sistemas similares. De hecho, el primer cliente fue el Ministerio de Defensa de Reino Unido, que solicitó tres HAPS.

Dejar un comentario