miércoles 26 de septiembre

Cómo Hollywood promete personajes LGTB en sus películas más taquilleras para luego silenciarlos

Es una de las frases con más gancho del marketing cinematográfico desde hace un par de años: que el nuevo taquillazo del verano “tendrá un personaje LGTB”. A la frase le sigue la celebración en nombre de la representación, la visibilidad y la normalización. Pero la alegría termina cuando el público va al cine a ver la película. ¿Dónde está la lesbiana, el gay o el bisexual? “Bueno”, responderá el productor o el director afectado, “es un personaje LGTB, pero no lo muestra de forma explícita”.

El último caso que ha trascendido es el de Jurassic World: el reino caído, si bien en esta nunca se usó la visibilidad LGTB como fanfarria promocional. En la película del español Juan Antonio Bayona, que se estrenó en Europa hace dos semanas y llega este viernes a Estados Unidos, la actriz Daniella Pineda interpreta a una paleoveterinara. En una entrevista concedida a la web Build desveló que había una escena con el protagonista masculino, Chris Pratt, que se desarrollaba de la siguiente manera: “Yo le miro y le digo: ‘Sí, mandíbula cuadrada, buena estructura ósea. Alto. Musculado. No salgo con hombres, pero si lo hiciera, saldría contigo”. O sea, en esa escena, su personaje exponía de forma clara su preferencia por las mujeres. Pero al final fue cortada. “Entiendo por qué lo cortaron, una cuestión de ritmo”, añadió Pineda. Esta situación se suma a varias que hemos conocido en los últimos meses en los que un personaje gay, lesbiana o bisexual en una película se queda en referencias veladas, buenas intenciones y, siempre, sin una representación clara y visible dentro del metraje.


Dejar un comentario