lunes 23 de mayo de 2022
Cursos de periodismo

Cómo se explica la polarización política, según las neurociencias

Se repite hasta el cansancio que la polarización (en nuestro medio, «la grieta”) es una amenaza para la democracia y que este fenómeno se da porque nos gusta interactuar con personas de gustos similares o ideológicamente afines. Esto daría origen a las “tribus”, a las “burbujas” de las redes.

Sin embargo, investigadores argentinos plantean que la similitud no sería el único factor que promueve la simpatía interpersonal en el ámbito político, sino que las personas prefieren a los que manifiestan opiniones intensas, seguras y, de algún modo, más extremas. Para explorar esta hipótesis realizaron dos estudios de comportamiento multitudinarios, donde les pidieron a miles de personas que interactuaran por parejas y contestaron encuestas especialmente diseñadas. El resultado sugirió que aquellos con puntos de vista ambiguos o ambivalentes se sienten atraídos de manera no recíproca hacia los que tienen más confianza en sí mismos. Un tercer estudio experimental confirmó que los perfiles políticamente coherentes y confiados se califican como más atractivos que los dubitativos. El trabajo que reúne estos hallazgos acaba de publicarse en Science Advances (DOI: 10.1126/sciadv.abk1909).

eldestapeweb.com  (www.eldestapeweb.com)