lunes 26 de septiembre de 2022
Cursos de periodismo

Cuando el enemigo usa tus armas

En su ofensiva contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI), Estados Unidos lucha en cierto modo contra sí mismo. Los milicianos suníes disponen de armas y vehículos militares fabricados en EE UU, que han capturado mayoritariamente del Ejército iraquí. Para los yihadistas, que controlan partes de Irak y Siria, es un hito: cuelgan vídeos en Internet con los todoterrenos Humvees que EE UU proporcionó al Ejército de Bagdad. Pero para Washington -a los 11 años de la invasión militar del país y a los tres del fin de esa intervención- es otro recordatorio del deterioro de la situación en Irak y del fracaso de su multimillonario plan de capacitación de las fuerzas iraquíes.

Desde que empezó el 8 de agosto a bombardear posiciones del EI en Irak, el Pentágono no oculta que sus ataques alcanzan blindados fabricados en casa. Hasta el 10 de septiembre, la última fecha con datos, 37 de los 162 vehículos destruidos eran Humvees. En paralelo, los insurgentes “han capturado cantidades significativas” de armas pequeñas fabricadas en EE UU y las “han empleado en el campo de batalla”, según una investigación sobre el terreno difundida la semana pasada por la organización británica Conflict Armament Research. El estudio -basado en el armamento hallado por las fuerzas kurdas que luchan contra el EI- documenta un rifle estadounidense encontrado en julio en el norte de Siria y otros ocho en agosto en el noroeste de Irak.

El presidente Barack Obama anunció el miércoles que EE UU extenderá sus ataques a las posiciones del EI en Siria. Allí los yihadistas -que aspiran a crear un califato en la región- luchan contra el régimen de Bachar el Asad, cuya salida también reclama Washington para acabar con la sangrienta guerra civil que en más de tres años se ha cobrado al menos 250.000 muertos.

elpais.com  (elpais.com)