12.1 C
Buenos Aires
lunes 2 de agosto de 2021
Cursos de periodismo

Delarruizar a Alberto

El blooper de los brasileños que salen de la selva (increíble) produjo tristeza en quienes están fuera de la grieta, un grado aún mayor de vergüenza a los simpatizantes de Alberto Fernández y una mezcla de lo anterior con alegría, expresada en una explosión de memes llenos de humor, entre quienes vieron confirmar su presunción de que se trata de un gobierno de inútiles. Parte de ellos deseando que así sea.

“Los enanos vienen de los países bajos”. “Los paraguayos de la obra de al lado”. “Los chinos vienen del súper”. Y así sucesivamente brotaron los memes en una hilarante cadena de ocurrencias sobre “el origen de las especies” que además de retratar al Presidente reflejan el ánimo de un sector de la sociedad. El conductor puede conseguir que lo sigan por ser temido o por ser amado, pero nunca debería ser ridiculizado.

Cuando Mauricio Macri explicó la sucesión de megadevaluaciones de 2018 y 2019 diciendo “pasaron cosas” exhibió la riqueza de su vocabulario y cristalizó en muchos la percepción de tratarse de alguien limitado, lo que ya rondaba en forma de prejuicio. En el caso de Alberto Fernández, el prejuicio que lo acompaña es el de tratarse de un títere, de alguien carente de poder, no porque el cargo que detente no se lo pueda generar, sino porque él no está a la altura del cargo. Prejuicio que está en parte creado por quienes desean que este gobierno fracase lo más estrepitosamente posible pero en parte, también, por las acciones confirmatorias de la realidad.

perfil.com  (www.perfil.com)