20.8 C
Buenos Aires
domingo 26 de septiembre de 2021
Cursos de periodismo

EE.UU. y Cuba se preparan para una nueva etapa

La apertura a la actividad privada que puso en marcha el gobierno de La Habana puede servir de estímulo a la administración Biden para definir una nueva política hacia la isla, diferente a la “máxima presión” que aplicó Donald Trump con un ojo en la comunidad cubana de Florida, pero la posibilidad de reestablecer los vínculos intensos que siguieron a la visita de Barack Obama a Cuba, en 2014, aún se ve lejana, así como un eventual levantamiento del embargo.

Tal como sucedió hace siete años, cuando el presidente era Raúl Castro, el régimen, encabezado ahora por Miguel Díaz-Canel, no da indicios de acompañar con libertades civiles las reformas económicas que impulsa, acosado por el desplome del producto bruto.

“No preveo un rápido regreso a la estrategia de Obama”, dice a PERFIL Eick Fansworth, vicepresidente del Consejo de las Américas, que nuclea a las principales corporaciones que operan en América Latina. “Hay una percepción real de que, a pesar de la apertura, Cuba no dio ninguna respuesta favorable”, explica.

perfil.com  (www.perfil.com)