Efecto Trump sobre el dólar: lo que parecía buena noticia ahora es un dolor de cabeza para Macri

El mercado cambiario local inicia agosto bajo presión, tanto por factores internos, en especial de índole política ante la proximidad de las PASO, como externos. En este caso el punto pasa por la decisión adoptada ayer por la Reserva Federal de los Estados Unidos de reducir la tasa de interés de referencia en 25 puntos básicos.

Si bien los analistas y operadores apostaban a una reducción de esta magnitud, la inquietud surge a partir del mismo comunicado del organismo, pues éste fue menos negativo de lo que se esperaba y ello no fue bien recibido. El motivo es sencillo: se dio a entender que la FED no tiene una intención en firme de reducir aún más las tasas de interés a menos que sea muy necesario.


Es por ello que el mercado reaccionó con decepción, con un dólar que avanza contra el resto de las monedas, y también adoptó la misma actitud el propio Donald Trump, quien manifestó estar «enfadado» porque, en su opinión, el mercado quería una señal de que estaba en marcha un «prolongado y agresivo ciclo de recorte».