miércoles 14 de noviembre

El contrato de televisación del Mundial desmiente a Lombardi

“Este gobierno paga un 600% menos que el anterior por los derechos de transmisión del Mundial. Plata de todos los argentinos”. El mensaje de Twitter, publicado el domingo pasado por el titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos (SFMyC), Hernán Lombardi, generó todo tipo de repercusiones en las redes sociales. Cualquiera sabe que resulta matemáticamente imposible pagar un 600 por ciento menos de cualquier cosa. El error en intentar explicar que la transmisión del Mundial de Rusia 2018 le costará al Estado seis veces menos que lo que se pagó por el mismo paquete en 2014 no fue perdonado. Pero más allá de la confusión matemática, la idea de que el Estado argentino pagará seis veces menos de lo que el gobierno anterior abonó por los derechos de transmisión del Mundial de Brasil también resulta equívoco. Basta señalar un hecho irrefutable, que surge del contrato –al que accedió en exclusiva PáginaI12– por el cual la TV Pública se hizo con los derechos: la gestión actual le abonará a Torneos no menos de 8 millones de dólares, a los que hay que sumarle el costo que demandará la “producción integral” de la transmisión del Mundial para la TV Pública, que también estará a cargo de Torneos. Además de que se trata de acuerdos diferentes: mientras que ahora la TV Pública transmitirá 32 partidos de Rusia 2018, en Brasil 2014 los argentinos pudieron ver de manera gratuita los 64 partidos en directo, a través de la señal estatal DeporTV (por la TDA e internet).


Dejar un comentario