viernes 2 de diciembre de 2022
Cursos de periodismo

El efecto inesperado de los edulcorantes artificiales en el cuerpo

Los efectos nocivos de los azúcares añadidos han sido asociados desde hace mucho tiempo a múltiples enfermedades crónicas, lo que ha llevado a las empresas de alimentación a utilizar edulcorantes artificiales en vez de azúcar en una amplia gama de alimentos y bebidas consumidos a diario por millones de personas en todo el mundo. De hecho, los edulcorantes artificiales existen desde hace más de 100 años (la sacarina, por ejemplo, fue descubierta en 1879, pero muchos otros edulcorantes artificiales llegaron después, como la sucralosa, el aspartamo, la estevia o el xilitol) y, desde su aparición, no han estado exentos de controversia, pero la evidencia ha sido variada y nada concluyente hasta ahora.

La FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos de EEUU) considera que los edulcorantes aprobados generalmente son ‘seguros de ingerir’, siempre que no excedamos la ingesta diaria aceptable para cada tipo de edulcorante artificial.

Por tanto, los edulcorantes artificiales y los sustitutos del azúcar, también conocidos como edulcorantes no nutritivos, afirman proporcionar toda la dulzura del azúcar pero con un factor importante: sin sus calorías. Sin embargo, al contrario de lo que popularmente se cree, la ingesta de estos edulcorantes artificiales no es inocua para el organismo: tiene un impacto mensurable en el cuerpo humano, según un ensayo controlado realizado por investigadores del Instituto Weizmann de Ciencias.

alimente.elconfidencial.com  (www.alimente.elconfidencial.com)