martes 31 de enero de 2023
Cursos de periodismo

El Gobierno apuesta al «efecto Lula»: entre el impulso a la campaña peronista y la llegada de dólares frescos

Con la llegada de Lula Da Silva, el Gobierno argentino no ve apenas una oportunidad diplomática sino la ocasión de un verdadero relanzamiento político: aspira a que la presencia del mandatario brasileño le sirva para cambiar el eje del debate e instalar una antinomia entre fuerzas democráticas y fuerzas simpatizantes de métodos autoritarios.

La estrategia, que ya se había insinuado durante la campaña electoral brasileña -en la que el Gobierno hizo una fuerte apuesta por la victoria del PT- se terminó de delinear tras la intentona de golpe de Estado del 8 de enero en Brasilia. En aquella ocasión, el Gobierno no se limitó a expresar -como hicieron todos los países de la región- su solidaridad con Lula y su repudio a protestas de cariz golpista, sino que trató de incorporar la crisis brasileña a la agenda de la «grieta» argentina.

Fue así que el canciller Santiago Cafiero estableció una explícita conexión entre el ex presidente Jair Bolsonaro -sospechado de estar detrás de los incidentes de Brasilia-, el ex mandatario estadounidense Donald Trump y Mauricio Macri.

iprofesional.com  (www.iprofesional.com)