sábado 28 de mayo de 2022
Cursos de periodismo

El oficialismo espera definiciones del Presidente y su vice que difícilmente ocurran

Como sucede con las relaciones internacionales, también en economía las versiones narradas sobre el pensamiento de Cristina Fernández de Kirchner chocan contra el pensamiento que expresa Cristina Fernández de Kirchner. En un discurso en el que insistió con la idea del capitalismo como el sistema productivo más eficiente que existe hasta el momento, su diagnóstico sobre los problemas macroeconómicos argentinos abrevó, antes que nada, en la especial vulnerabilidad Argentina a los ciclos del dólar. La inflación y el poder adquisitivo no son, en la mirada de la presidenta del Senado, cuestiones pretorianas o de voluntad, sino macroeconómicas. «La demanda de dólares que además, ya no es solamente para importación, sino que la gente busca el dólar y quiere ahorrar en dólares» contiene un diagnóstico sobre cuestiones como la fuga bastante más sutil que el que vulgarmente se le asigna a su mirada. En ese marco de restricciones, y levantando lo actuado durante su presidencia por Augusto Costa y no por Guillermo Moreno, CFK insistió en un diagnóstico que busca forzar algunas mejoras a partir de la asunción de ciertos enfrentamientos con sectores del poder económico.

Sin embargo, la mirada política de la vicepresidenta sobre las virtudes de un capitalismo fuertemente regulado, de la recomposición de arreglos políticos que permitan garantizar una distribución de la riqueza más pareja a partir de las intervenciones ya mencionadas como las que Occidente tuvo en los treinta años posteriores a la Segunda Guerra Mundial -y que en Argentina materializó el peronismo como ninguna otra fuerza- colisiona hoy contra muchos de los límites que impone el capitalismo globalizado.

cenital.com  (cenital.com)