miércoles 14 de noviembre

El plan B es pedir que el Fondo adelante la plata para 2019

Fueron días de reuniones tras reuniones con la mayor cantidad de fondos y bancos de inversión posibles. La agenda de los emisarios del presidente Mauricio Macri en Nueva York, que regresaron el viernes al país, tuvo una sola consigna: transmitir que las políticas económicas terminarán siendo sostenibles y que no hay riesgo de otro default de la deuda.

En Wall Street hubo gran preocupación por el salto del dólar y el derrumbe de los bonos soberanos que llevaron los rendimientos a casi el 11%. Niveles que presagiaban el peor desenlace. Para los banqueros, la situación del país es extremadamente complicada y dudan de la capacidad del Gobierno de obtener los fondos necesarios para cubrir los vencimientos del año próximo.


Para llevar calma sobre esos temas viajaron a la Gran Manzana el vicepresidente del Banco Central, Gustavo Cañonero; y el secretario de Finanzas, Santiago Bausili, quienes escoltaron al vicejefe de Gabinete, Mario Quintana. Las espadas económicas transmitieron un claro mensaje en todas sus reuniones: los dólares para el año que viene están asegurados.

Dejar un comentario