20.6 C
Buenos Aires
jueves 26 de noviembre de 2020
Cursos de periodismo

El PRO se pliega al acuerdo UCR-CFK y Lousteau se queda solo

El acuerdo que la UCR tejió con la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en el Senado sumó ahora a la representación del PRO, que ayudó a aislar, en el conglomerado del interbloque de Juntos por el Cambio, al radical porteño Martin Lousteau en la disputa personal que mantiene con su ex jefa.

Los tironeos en el radicalismo sobre la relación con el oficialismo impactaron en la bancada amarilla, el socio menor de JxC en la Cámara alta. El macrismo tiene ocho bancas y está conducido por Humberto Schiavoni, quien resultó fortalecido con la disputa de liderazgo que protagonizan dos radicales: el formoseño Luis Naidenoff y Lousteau, que se resistió a que su bancada cerrara el acuerdo con la vicepresidenta para renovar y reformar el protocolo de sesiones remotas que habilitó el funcionamiento del Congreso.

El bloque de Schiavoni tiene seis escaños menos que los 14 que posee la UCR, pero su peso es gravitante en esa mesa de dos y lo hizo valer luego de las tensiones que protagonizó Lousteau hace dos semanas, cuando desconoció la negociación Naidenoff – CFK y se negó a votar porque sostenía que el protocolo había caducado. Esa vez lo hizo acompañado por cuatro voluntades adicionales: las macristas Gladys González y Guadalupe Tagliaferri, la neuquina Lucila Crexell y el catamarqueño Oscar Castillo. Una semana después, Lousteau no contó con ese cuarteto, aunque sigue en pie una impugnación ante el juez contencioso Pablo Cayssials que lleva la firma de Naidenoff.

letrap.com.ar  (www.letrap.com.ar)