martes 11 de diciembre

El puerta a puerta, una pesadilla otra vez: las compras demoran 4 meses en ser entregadas

Comprar un producto en el exterior y recibirlo en la casa. Parece fácil. Leer esa secuencia no lleva más que un segundo, pero llevarla a cabo puede ser un dolor de cabeza. Demoras de cuatro meses y costos encarecidos por la suba del dólar son los problemas con los que se encuentran los argentinos que desean adquirir productos en páginas webs extranjeras y recibirlas en su hogar. Desde la Aduana y el Correo admiten la tardanza y lo atribuyen a que aumentó la cantidad de operaciones, lo que significó el colapso del sistema de clasificación de los paquetes.

El servicio del puerta a puerta fue reabierto en agosto del 2016, luego de tres años de “cepo”. Los problemas y las demoras existieron desde el inicio, pero la gente podía recibir sus paquetes a dos meses de haberlos encargado. Hoy la espera se duplica y puede llegar a los 120 días sin respuestas. Desde junio se intensificó la tardanza y sobran ejemplos de personas que relatan el trámite como si fuera una pesadilla. Son muchos los que ordenaron mercadería a mitad de año, pero aún no recibieron ni siquiera el primer telegrama para iniciar el trámite ante la AFIP.


Una vez arribado a la Argentina, el paquete queda en varado en la Aduana hasta que es clasificado. Luego, si se lo aprueba como apto para “puerta a puerta”, hay que esperar que el Correo lleve hasta el hogar un telegrama de papel con un código. Recién entonces se puede hacer una declaración jurada online que requiere clave fiscal de nivel 3, generar un volante de pago (VEP) para abonar el arancel de importación del 50% y realizar un pago electrónico extra al Correo. Finalmente, si todo salió bien, la compra queda lista para ser llevada a domicilio.

Dejar un comentario