jueves 13 de diciembre

El secreto para vivir más tiempo: deja de ser egoísta

Hace muchos años, un geólogo llamado Anatoli Brouchkov recogió algunas bacterias que habían sobrevivido en el permafrost del Ártico durante eones. Cuando inyectó esas bacterias a ratones hembra, el compuesto pareció alargar su juventud. Aunque Brouchkov no es ni hembra ni ratón, se preguntó si podrían retrasar su propio envejecimiento y se comió algunas.

Cuando le dije que esto podría haber sido una idea terrible, se rio. “Tenía curiosidad”, dijo. Su actitud era: si has encontrado algunos microbios prehistóricos, ¿cómo podrías no metértelos a la boca?


En el campo de la investigación sobre la longevidad y el combate al envejecimiento, los experimentos en uno mismo son muy populares. Valter Longo, director del Instituto de Longevidad de la Universidad del Sur de California, hace ayunos de varios días. Otros científicos se administran dosis del medicamento para tratar la diabetes llamado metformina, pues creen que puede ayudar a proteger sus células del desgaste y el deterioro. Charles Brenner, un bioquímico, ha bebido leche adicionada con dosis altas de ribósido de nicotinamida, un tipo de vitamina B que podría ser una defensa contra el envejecimiento.

Dejar un comentario