13 C
Buenos Aires
viernes 14 de mayo de 2021
Cursos de periodismo

En pandemia se puede votar y está bien

Desde octubre/noviembre del año pasado que venimos escuchando la misma cantinela de cada año par: las PASO no sirven. Yo me considero un defensor de las primarias como mecanismo de selección de candidaturas que, secundariamente, han contribuido a ordenar el sistema político post crisis del 2001. Y esta vez pensé que había algún riesgo cierto de eliminación, porque el argumento se corrió del gasto público innecesario y se movió hacia la salud de la gente. De todos y todas.

En el primer trimestre de este 2021 la discusión empezó a tomar calor y aparecieron sobre la mesa tres propuestas de reforma (acá te dejo una nota propia recién salida del horno). La primera fue impulsada por los gobernadores del norte y consistía en su lisa y llana suspensión. No solo para este 2021 pandémico, sino de acá en adelante. La segunda fue una alquimia electoral bastante retorcida para seleccionar a candidatos y candidatas el mismo día de la elección general. En la Argentina a esa “cosa” la llamamos Ley de Lemas (acá un estudio muy bueno) y en el resto del mundo se la conoce como Doble Voto Simultáneo (acá uno sobre Uruguay, pioneros en la regla). Desde mi perspectiva, las propuestas uno y dos eran las peores para considerar seriamente. Por suerte apareció la tercera: correr el calendario electoral para que coincidiera con temperaturas más cálidas y con más tiempo para el plan de vacunación nacional. Esta tercera va camino a confirmarse cuando el Congreso Nacional se decida a aprobar el proyecto, con el visto bueno de todo el arco opositor. Un plus de consenso necesario en estos días: con las reglas electorales no se jode.

cenital.com  (www.cenital.com)