Facebook está creando perfiles falsos (saltándose sus propias normas) para «desradicalizar» extremistas

Facebook se saltó sus propias normas en un proyecto piloto para «desradicalizar» extremistas a través de Messenger, su plataforma de mensajería.
Decenas de personas que publicaron contenido extremista islámico y de extrema derecha en Reino Unido fueron identificadas y contactadas mediante perfiles falsos.
El objetivo: intentar hacerles cambiar de opinión usando los mismos métodos de reclutamiento que usan los extremistas.