viernes 7 de octubre de 2022
Cursos de periodismo

Hong Kong: China recurre a la censura para evitar un «efecto contagio»

En soledad, luego de que la oposición abandonara el recinto, el kirchnerismo y sus aliados convirtieron ayer en ley el nuevo Código Civil y Comercial en la Cámara de Diputados por 134 votos a favor y ninguno en contra. Los 2671 artículos, que entran en vigencia en enero de 2016, establecen nuevas regulaciones que van desde la posibilidad de pesificar los contratos en dólares hasta la simplificación de los trámites de adopción y divorcio.

El debate arrancó álgido, luego de que por la mañana los bloques opositores presentaran dos denuncias penales contra las autoridades de la Cámara por lo que consideraron un trámite «inaceptable», «ilegal», «a los cachetazos» y de «nulidad absoluta e insanable», entre otros calificativos. Para la UCR, el Frente Renovador, el Frente Amplio Progresista, el PRO, la Coalición Cívica y el Frente de Izquierda, el proyecto debería haber sido girado a las comisiones permanentes de la Cámara, algo que el oficialismo rechazó ya que el tema fue analizado en su momento por una comisión bicameral, integrada por diputados y senadores.

cronista.com  (www.cronista.com)