La historia de la periodista húngara y el refugiado sirio que terminó mal

Ella se hizo famosa por patear y hacerle una zancadilla a un refugiado sirio con su hijo en brazos, lanzándolos a los dos al suelo. Él cobró fama por la brutalidad de esa mujer enajenada, en fotos que recorrieron el mundo. Imágenes que la condenaron a ella, la periodista húngara Petra Laszlo, y lo premiaron a él, Osma Abdul Mohsen, con una nueva vida en España y un flamante empleo como entrenador de fútbol. Pero ese no fue el final feliz. Aquella historia que empezó en agosto de 2015, en realidad, terminó mal.