La increíble historia del profesor australiano convertido en negociador con el temible Boko Haram

Stephen Davis estaba viendo el noticiero con su esposa, en la ciudad australiana de Perth en abril de 2014, cuando se enteró del secuestro de 276 niñas en Nigeria.

Decenas de militantes del grupo extremista Boko Haram, que durante años ha azotado violentamente Nigeria, había llegado a su escuela en la ciudad de Chibok, al noreste del país y se las había llevado en varios camiones.


«Cinco días, seis días, una semana… nadie las vio. Sólo desparecieron», dice Stephen Davis.