17.8 C
Buenos Aires
sábado 24 de octubre de 2020
Periodismo . com

Las cuarentenas infinitas de América Latina

Argentina, Bolivia, Colombia, Ecuador o Perú entraron en cuarentena casi a la vez. Se les unió enseguida México con su “Jornada de Sana Distancia”, que duró más de dos meses. Incluso Brasil, con un Gobierno central reticente, terminaría estableciendo restricciones regionalizadas por decisión de cada Estado. Era la segunda mitad de marzo, y el mundo entero enfrentaba su primera pandemia en 100 años. Los sistemas de salud se desbordaban en España e Italia, y la región más desigual del globo no quería correr la misma suerte que el sur de Europa.

Cinco meses después, si uno le pregunta al ciudadano medio de casi cualquier país latinoamericano cuál es el lugar del mundo con cuarentenas más largas e intensas, es muy probable que responda con un convencido “aquí” (o “acá”). Es normal que las personas magnifiquen su propia experiencia. Sin embargo, una comparación de los cinco aspectos básicos de las restricciones (confinamiento en casa, salidas al trabajo, a los colegios, a eventos públicos o desplazamientos internos) muestra una variación considerable en la región. Honduras y El Salvador son los países que han pasado más días con confinamientos más intensos. Uruguay, Brasil y el caso extremo de Nicaragua —donde el Gobierno de Daniel Ortega decidió no imponer ninguna limitación sustancial—, están en el otro lado. En lo que sí coinciden casi todos los países es en suspender las clases presenciales.

elpais.com  (elpais.com)