Las encuestas muestran que la polarización le da resultado a Cambiemos, pero es una estrategia no exenta de riesgos

Una reciente encuesta refleja que la estrategia de polarización con el kirchnerismo que decidió el oficialismo para competir en los próximos comicios le está dando sus frutos en Buenos Aires, el principal bastión electoral del país, aunque parece un arma de doble de filo.

El consultor Ricardo Rouvier realizó un estudio en marzo que muestra un escenario electoral bonaerense con el Frente para la Victoria y Cambiemos cabeza a cabeza.


“El FpV está levemente por encima, pero ambas fuerzas se encuentran en un empate técnico, casi en el 30% de las menciones”, indicó Rouvier.

El especialista analizó dos posibles escenarios, uno con una fórmula kirchnerista y otro con una dupla más peronista enfrentando siempre a Elisa Carrió.