lunes 17 de diciembre

Los expatriados en Argentina son los más disconformes con su situación financiera

Ni siquiera quienes tienen sus salarios simbólicamente “dolarizados” pueden decir que tienen un buen pasar en la Argentina que espera un 40% de inflación (o más) este año.

En 2018 se rompieron todas las previsiones, y así el país que pocos años atrás era uno de los destinos preferidos en Sudamérica para quienes emigraban por trabajo –debido a que las compañías que los expatriaban abonaban extra por el riesgo de la volatilidad argentina- casi entra en la lista de los peores para ciudadanos extranjeros.


Del último embate de la escalada inflacionaria y cambiaria no se salvó nadie. Según indicó la consultora Mercer con datos de septiembre, la compensación medida en dólares bajó prácticamente a la mitad este año.

Y solo un 8% de las empresas que operan en el mercado local dio aumentos diferenciales a este segmento de su fuerza laboral, para evitar la erosión de los ingresos de sus ejecutivos.

Dejar un comentario