Los hackers de videojuegos que hacen trampa y les arruinan la diversión a los demás

Gran parte de la gracia de cualquier juego —aunque no es la única— es salir vencedor en la contienda.

Sin embargo, para los amantes de los videojuegos, este placer se está empezando a perder por culpa de los hackers.


Según explica el periodista de la BBC especializado en ciberseguridad Joe Tidy, hackers en todo el mundo —por lo general adolescentes— ganan miles de dólares creando y vendiendo trampas para videojuegos.

Se trata de un mercado en crecimiento: un sondeo reciente revela que un tercio de los jugadores admite haberlas usado para mejorar su puntuación.