19.6 C
Buenos Aires
miércoles 20 de octubre de 2021
Cursos de periodismo

Los números de Buenos Aires: ¿cómo la deja Scioli y cómo la recibirá Vidal?

La elección de María Eugenia Vidal como nueva gobernadora de la provincia que concentra el 36% del PBI del país reconfiguró el universo político tanto a nivel bonaerense como nacional. Gobernar Buenos Aires implica una enorme responsabilidad. En primer lugar porque reúne el 48% de la industria. En segundo lugar, porque sus deudas históricas significan un enorme desafío para un equipo de gobierno.

Para empezar, Buenos Aires es la provincia más endeudada de la Argentina y es la que paga los intereses más caros por su deuda. Según datos de la Subsecretaría de Hacienda, si sus habitantes quisieran pagar el total de la deuda destinando todos los ingresos propios de la provincia tardarían 8 meses en juntar esa plata (imaginando que no hubiera gastos de otro tipo). Como consecuencia del alto nivel de endeudamiento, debe destinar 10 de cada $ 100 de su presupuesto en servicios de la deuda.

Sin embargo, las finanzas provinciales parecen estar ordenadas. Quien ocupe el escritorio del Ministerio de Economía de la provincia se encontrará con un superávit fiscal que en otros momentos había sido un dolor de cabeza para la administración. El costo del equilibrio fiscal fue un impuestazo que prácticamente duplicó la presión fiscal del 4 al 7% y no un aumento de los fondos que recibe la provincia de la Nación. Vale aclarar que el Estado nacional le aportó este año unos $ 72.000 millones, un tercio de los ingresos de la gobernación.

cronista.com  (www.cronista.com)