lunes 26 de septiembre de 2022
Cursos de periodismo

Los vuelos low cost están impulsando el tráfico aéreo. El problema: según el CEO de Ryanair lo de volar por 10 euros tiene los días contados

Las aerolíneas low cost encaran una travesía delicada, rica en matices y aristas: vuelan con los vientos de la demanda a favor, lo que les permite liderar las listas de alza de operaciones y superar incluso sus registros “pre COVID-19”; pero el aumento de costes somete su modelo de negocios a fuertes turbulencias que —ha advertido ya en varias ocasiones Ryanair— pueden poner fin a las tarifas más económicas, la principal apuesta de las compañías y clave de su éxito.

Nos gustan los billetes económicos. No es ningún secreto. Al planificar nuestros vuelos las tarifas son un factor crucial. Y en ese campo las low cost son casi imbatibles. Hasta qué punto esa ventaja les permite llevarse un buen bocado del pastel de la demanda lo acaba de demostrar Eurocontrol: sus datos de inicios de agosto, recogidos por elEconomista, muestran cómo las low cost han conseguido remontar su actividad tras el severo varapalo que la pandemia asestó al sector.

magnet.xataka.com  (magnet.xataka.com)