lunes 28 de noviembre de 2022
Cursos de periodismo

Lula y Bolsonaro ponen el foco en el elector que más se les resiste: evangélicos y mujeres

Paso a paso, de manera sostenida, Jair Bolsonaro, de 67 años, acorta distancias en la carrera por la Presidencia de Brasil. La batalla se ha adentrado ya en el terreno del empate técnico, según el Datafolha difundido este miércoles. El resultado de los comicios convocados para dentro de 11 días está más abierto que nunca. Por eso, tanto el presidente y candidato a la reelección como su adversario, Luiz Inácio Lula da Silva, han decidido concentrar sus esfuerzos en el electorado que más se le resiste a cada uno. Lula celebrado un gran acto con líderes evangélicos, un público que vota de manera bastante compacta y prefiere por mucho a Bolsonaro. Mientras, la primera dama, Michelle Bolsonaro, se ha embarcado en una gira por todo Brasil con mítines diseñados específicamente para atraer mujeres, uno de los grupos en los que el mandatario cosecha mayor rechazo.

Los dos candidatos son tan antagónicos que, a la hora de cortejar a su elector más difícil, para uno de ellos su esposa es un activo y para el otro, un lastre. Lula, de 76 años, eligió acudir sin Janja a la presentación, en São Paulo, de la llamada Carta a los evangélicos y eso que raro es el acto de campaña al que ella no le acompaña. Ella es la artífice de que él haya actualizado su discurso con unos toques de feminismo. El abordaje de los electores evangélicos es terreno extremadamente resbaladizo para el izquierdista porque buena parte de los líderes de las Iglesias protestantes más pujantes están firmemente implicados en una campaña contra él.

elpais.com  (elpais.com)