miércoles 15 de agosto

Porno con refugiados, la última vergüenza de Occidente convertida en tendencia

El pasado 26 de septiembre se cumplía el plazo de dos años que dio la Unión Europea a sus estados miembros para acoger a 160.000 de los más de cinco millones de refugiados sirios. Del total de demandantes de asilo, sólo se reubicó a unos 40.000. El resto, la gran mayoría, sigue vagando en la ilegalidad a la espera de una solución que parece no llegar nunca.

Pero la vergüenza no acaba aquí. En Alemania, el país que más refugiados ha recibido desde que comenzase la mayor crisis migratoria que ha vivido Europa desde la Segunda Guerra Mundial, la acogida no está siendo precisamente modélica. Los delitos contra los centros de acogida y los propios refugiados se cuentan por miles. Una situación que parece estar agravándose en los últimos meses. Así lo aseguran varias ONG teutonas que advierten del peligroso repunte de “olas de ataques xenófobos” que se están produciendo en todo el país contra los solicitantes de asilo.


Pues bien, cuando parecía que la bajeza moral de muchos de los ciudadanos de territorios que reciben exiliados había tocado fondo, nos hemos topado con lo que varios medios han calificado ya como “la última moda” entre los amantes del porno en Alemania: Las películas X con refugiados como protagonistas.

Dejar un comentario