Puede fallar: las cinco campañas más erradas de influencers internacionales

Así como las redes sociales pueden catapultar a la fama, si se comete algún error pueden convertirse en la peor pesadilla. En general, las marcas contratan famosos para tener más efectividad en sus campañas, pero no todo resulta. La agencia argentina Be Influencers, que sumó oficinas en México, hizo un relevamiento al que bautizó «Las cinco campañas más fallidas de los influencers».

El primer caso abordado es el de la campaña de Hersheys realizada en México. En los posteos de la marca se ven influencers compartiendo chocolates con distintas personas en situación de vulnerabilidad. Los seguidores de la marca, atentos a todo, no perdieron el tiempo y criticaron la utilización de la imagen de estos ciudadanos, reclamándole a la marca que pague regalías a esa gente por el uso de los derechos de esas imágenes. La marca tuvo que pedir perdón al ser fue acusada de «elitista y racista.