Qué es la «inflación autoconstruida», el término que mezcla economía con psicología que mencionó Alberto Fernández

El presidente electo, Alberto Fernández, se refirió a la inflación construida como el componente psicológico que determina la existencia de los aumentos de los precios al consumidor. Es cierto que las expectativas sobre cuánto se cree que será la variación del IPC por parte del conjunto de la población tienen un rol importante en explicar el proceso.

Cuando locador y locatario se juntan a discutir la actualización del alquiler al próximo año, o empresarios la actualización de contratos de distribución; o mismo los precios que tiene que poner el kioskero del barrio, lo hacen con cierta expectativa de cuánto podría llegar a ser la inflación en el futuro.


Si todos están coordinados en registros relativamente cercanos, se terminará observando un índice de precios del Indec que evolucionará a tono con esas expectativas. Esto puede tener más relevancia que incluso planchar la cotización del dólar; las tarifas de los servicios públicos; se fuerce el Gobierno en congelar precios; o hasta la expansión de dinero en cero (como resultó en este año). Por ende, es un componente importante a trabajar en el proceso desinflacionario que que aspire cualquier gobierno.