lunes 18 de febrero

¿Quién construirá el “Muro de Trump”?

“Nadie construye muros mejor yo”, se jactó Donald Trump en campaña. “Y lo construiré muy barato”, prometió el ex gurú inmobiliario. Como presidente, Trump quiere pasar de las palabras a la acción.

A partir de este 6 de marzo se abre la licitación: las empresas interesadas pueden postularse con sus prototipos en el sitio del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos o Department of Homeland Security (DHS). El encargo se otorgará en abril. La obra debe quedar lista en dos años. Trump ha hablado lo mismo de 10 que de 30 metros de altura. Sólo una cosa se supone que está clara: “Será un muro, no una valla”.


Y no faltan candidatos a la licitación. Según la cadena estadounidense CNN, unas trescientas empresas han mostrado ya interés. Eso sí, la mayoría de las grandes compañías internacionales intenta desmarcarse del proyecto, con tomas de posición más o menos claras. Temen que una asociación con la política aislacionista de Trump dañe su imagen.

Ese es el caso de Bernd Scheifele, quien está a la cabeza de la alemana Heidelberg Cement. Según reportes de diversos medios, Scheifele habría afirmado, un día después de la elección de Trump, que su empresa −”con fábricas de cemento en Texas y Arizona”− estaría muy bien preparada para la posible construcción del muro.