miércoles 19 de diciembre

Servini de Cubría, la dama de hierro del Partido Judicial (PJ)

Escribe las últimas páginas del libro que podría hacerse con su vida. Nacida en San Nicolás hace 81 años, María Romilda Servini de Cubria aborrece la posibilidad de estar lejos del poder. Nada le duele más. Oficialista sempiterna, la jueza federal con competencia nacional electoral lleva casi tres décadas en los tribunales de Comodoro Py. Es la única mujer entre los 12 jueces federales de Retiro y la que más tiempo acumula en su cargo.

Identificada desde siempre con el peronismo, no tuvo inconvenientes en aceitar sus vínculos con la Casa Rosada durante los gobiernos de Carlos Menem, Eduardo Duhalde, Néstor y Cristina Kirchner. Aunque el final de un ciclo la encuentra con menos influencia de la que hubiera querido, tampoco le faltan puentes con Cambiemos. Enemistada con Ricardo Lorenzetti y recostada sobre Elisa Carrió, Servini conoce bien a José Torello, el jefe de asesores del Presidente que, además, es apoderado y fundador del PRO. También, a la pata peronista que se crió con Menem y hoy reporta a Mauricio Macri: Miguel Ángel Toma, Rogelio Frigerio, Diego Santilli, Cristian Ritondo, Horacio Rodríguez Larreta… no hay nadie que la desconozca.


Dejar un comentario