20.6 C
Buenos Aires
domingo 25 de octubre de 2020
Periodismo . com

¿Si Floricienta fuera un estreno estaría cancelada?

La serie Floricienta volvió ayer a la tv abierta y fue el programa de más rating en Argentina. La telenovela estrenada en 2004 es una combinación de Cenicienta y la Novicia Rebelde, con Florencia Bertotti como protagonista y todos los recursos del imaginario de Cris Morena: hay huérfanxs, galanes, villanas, musicales y objetos mágicos. Sacando el análisis situado de la época en que se hizo, ahora la novela va a reencontrarse con un público diferente, al que quizá no le caigan igual de graciosas las burlas gordofóbicas, de clase y la violencia de género.

Las escenas que hoy cancelarían a Floricienta se repiten en las dos temporadas: el personaje de Ángeles Balbiani, Sofi, es maltratada por gorda, lo mismo que le pasa a Floricienta cuando se mira a un espejo que la ensancha y entra en crisis: “¡quién me va a querer así!”. También hay varones que golpean a las mujeres para que aprendan, burlas clasistas y una idea constante de damisela en peligro que aguarda que llegue quien la rescate.

Todo esto es cierto y el archivo no miente, pero también es cierto que, para quienes vieron las dos temporadas completas, algunos de estos problemas se resolvían. El tema es que “las moralejas” de Cris Morena no resisten un recorte: precisan de una visión integral y se le escapan a quien encuentra fragmentos sueltos.

cosecharoja.org  (cosecharoja.org)