8.7 C
Buenos Aires
lunes 26 de julio de 2021
Cursos de periodismo

Sin ángeles ni siluetas imposibles: Victoria’s Secret apuesta por «lo que las mujeres quieren»

Los ángeles de Victoria’s Secret, esos avatares con cuerpos de Barbie y toda la ensoñación de playboy, se han ido. Sus alas, excitantes confecciones de pedrería y plumas que podían llegar a pesar casi 14 kilos, están acumulando polvo en los almacenes. El “Fantasy Bra”, con diamantes de verdad y otras piedras preciosas, ya no existe.

En vez de eso, ahora hay siete mujeres famosas por sus logros y no por sus proporciones. Está Megan Rapinoe, la estrella del fútbol de pelo rosa de 35 años y activista por la equidad de género; Eileen Gu, una esquiadora de estilo libre chino-estadounidense de 17 años que participará en las olimpiadas; la modelo birracial de 29 años y defensora de la inclusión Paloma Elsesser, quien fue la mujer de talla 14 que posó para la portada de Vogue; y Priyanka Chopra Jonas, una actriz e inversionista de tecnología india de 38 años.

Ellas van a liderar lo que muchos consideran como el intento más extremo y desvergonzado de un cambio de marca en la memoria reciente: un esfuerzo por redefinir la interpretación de lo “sexy” que Victoria’s Secret representa (y vende) a las masas. Durante décadas, las supermodelos escasamente vestidas de Victoria’s Secret —con curvas al estilo de Jessica Rabbit— personificaron un estereotipo de la feminidad que era ampliamente aceptado. Ahora, cuando ese tipo de imágenes no está en sintonía con la cultura de masas y Victoria’s Secret enfrenta una mayor competencia y agitación interna, la compañía quiere convertirse, según dijo su director ejecutivo, en una destacada “defensora” mundial del empoderamiento femenino.

nytimes.com  (www.nytimes.com)