Stranger Things ya no es una serie, es un escaparate: 75 marcas han colaborado en la tercera temporada

La tercera temporada de Stranger Things llega este jueves a las pantallas de Netflix. Ambientada en 1985 y con un primer capítulo que arranca con el día de la Independencia estadounidense, la nueva entrega de la ficción llega cargada de elementos de la cultura pop de la época patrocinios, emplazamientos publicitarios y diversificaciones de producto. La serie de ciencia ficción se ha convertido, tres años después del primer capítulo, en un oasis para las marcas.

Coca Cola. La marca de refrescos ha adquirido un papel importante en esta nueva temporada, tanto es así que han conseguido integrar uno de sus productos en la trama. El año en el que transcurre la serie es 1985, el mismo en el que Coca Cola lanzó ‘New Coke’, uno de sus fracasos comerciales más sonados. Esta versión más dulce de la receta original es la que beben los protagonistas de la serie en varias escenas que aparecen en el tráiler y que Coca Cola recopila en un spot dedicado a la ficción.